La verdad contable, los auditores y el Tribunal Supremo

Hay señales de alerta de la contabilidad creativa. Nos lo apunta Oriol Amat en este corto video divulgativo en descarga libre de la revista Técnica contable y financiera del grupo Wolters Kluwer, titulado la “Detección de engaños contables: señales en las cuentas. Ahí encontramos algunas pistas que se podrían percibir antes o después de  engaño contable, usando determinadas ratios. No me extrañaría que los bancos tengan algo parecido a un algoritmo para saltar alguna alarma ante el riesgo oculto de sus clientes corporativos.

El engaño contable es uno de las líneas de investigación de Amat durante los últimos años. En un artículo de la misma revista (“Predicción del riesgo de insolvencia por parte del auditor” en Técnica contable y financiera, Nº. 22, 2019, págs. 46-54) plantea todo un catálogo de señales de alerta anteriores al engaño (entre otras: ausencia de la función de auditoría interna) y posteriores. Un ejemplo de esta última, apuntado por el autor, es la existencia de tensiones o conflictos con el auditor o incluso su cambio voluntario antes de finalizar el contrato.

Por el contrario, muchos otros aseguran que la contabilidad ortodoxa no permite hoy medir bien el valor de una Entidad. El ya clásico libro El final de la contabilidad de Barch Lev y Feng Gu, advierte a accionistas o prestamistas que, en la actualidad, los estados financieros tienen muy poca utilidad para ellos. Su conclusión es que los contables de todo el mundo proporcionan una información financiera que no refleja el rendimiento de las empresas ni su valor para los inversores.

Aunque los reguladores y los auditores se esfuerzan en mejorar la contabilidad (¡para la Agencia Tributaria!) y la transparencia empresarial (¡para la bolsa!) los autores siguen alertando sobre su perdida de credibilidad. Hasta proponen una nueva manera de informar que permite conocer de verdadera realidad corporativa y sus perspectivas de futuro, pues la demanda de información sobre riesgos aumentará en los próximos años.

Ya hemos planteado estos asuntos en la bitácora. Cuando Fray Luca Pacioli publicó su Tratado de contabilidad en el siglo XVI, usando la partida doble, el mundo era otro. Siglos después llegaron los auditores y apareció la preocupación por la organización y por la imagen fiel. La contabilidad dio paso a la Información Financiera que era algo más moderno. El catedrático leonés, Enrique López, ya nos advertía hace 12 años de los efectos de contabilizar a valor de mercado razonable. El blog se hace mayor y Kike ahora tiene el pelo más blanco, pero es más sabio y no duda de la preponderancia de los algoritmos en la contabilidad, como en toda acción humana.

En definitiva, la contabilidad, y por tanto la auditoría, no es una ciencia exacta y está plagada de tensiones prácticas para violentar el sacrosanto principio de prudencia.

Las decisiones son para el verano

Desde una perspectiva estrictamente legal, el Tribunal Supremo acaba de declarar el interés casacional objetivo de la doctrina sobre las responsabilidades y la culpabilidad de los miembros del Comité de Auditoría en la aprobación de las cuentas inexactas. Surge con ocasión de la sanción impuesta por infracción grave ante la falta de veracidad en las cuentas anuales consolidadas que aprobaron, derivadas de una auditoría externa y debieron ser reformuladas a petición de la CNMV. El auditor también se llevó lo suyo, con multa de 800.000 euros del ICAC. Para el verano tendremos esa jurisprudencia determinante sobre su alcance futuro en las sociedades cotizadas.

Por mencionar algunos escándalos sonados, en el caso Pescanova, el juicio ha comenzado el mes pasado y quedará visto para sentencia en marzo próximo. La Fiscalía sostiene que los directivos maquillaron las cuentas para poder seguir obteniendo financiación externa y ocultar la realidad a “inversores, accionistas, acreedores y al organismo regulador”. Recordemos que en 2010, Pescanova declaró un resultado de 15 millones de euros cuando en realidad sufría pérdidas de 222 millones. Este verano tendremos sentencia.

En el caso Dia, ayer se conocía que la Fiscalía Anticorrupción ha solicitado que cite a declarar en calidad de investigado al ex-consejero delegado de la compañía por presuntos delitos de administración desleal y falsedad contable. Durante su gestión se habría inflado presuntamente las cuentas para cumplir con los objetivos, unas irregularidades contables que “fueron ocultadas a los auditores externos y al consejo de administración”.)

Por otra parte, la compañía proveedora de wifi Gowex reconoció en 2014 que sus cuentas anuales de los últimos cuatro ejercicios estaban falseadas, provocando otro gran fraude contable. En el caso del Banco Popular, el auditor ha recurrido también las multas del ICAC por el informe de auditoría de las cuentas y, tras aceptar el Tribunal Supremo su interés casacional, espera igualmente para el verano la futura doctrina que marcará la frontera entre los controles de calidad del ICAC y los controles técnicos de las firmas de auditoría.

Está claro que hay que volver a lo clásico. “¿Qué melodía van a recordar nuestros ríos si las aves olvidan cómo cantar?” (Sheniz Janmohamed. Gracias ‪@AsunCarretero). Si empezábamos con un video, terminamos con otro de este argentino virtuoso del acordeón. No imagino otra profesión para él que no sea de entrañable contable de los de antes. ¿Verdad?: Que disfrutéis del fin de semana. Con los años me hago un romántico.

4 comentarios en “La verdad contable, los auditores y el Tribunal Supremo

  1. Pingback: De los átomos a los bits – Fiscalizacion.es

  2. Pingback: Haga lo que sea necesario, pero guarde los recibos – Fiscalizacion.es

  3. Pingback: Sociedad digital y vida real – Fiscalizacion.es

Gracias por comentar con el fin de mejorar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .