Estabilidad presupuestaria y sistema de pensiones

El director de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal, AIREF, José Luis Escrivá Belmonte (a la izquierda  en la foto) intervino anteayer en la Cámara de Comercio de Oviedo (con Carlos Paniceres, su presidente en el centro) presentado por el Síndico Mayor del Principado de Asturias, Roberto Fernández Llera.

La prensa destaca de su presentación que será la Administración Central la única que cumpla la regla de gasto, por el diferente impacto de las operaciones no recurrentes. La AIReF considera muy improbable que el subsector de las CCAA cumplan el objetivo de déficit este año 2019 (0,1%) incluso depurando las operaciones no recurrentes.

Esto me recuerda que, el año pasado el jurista Tomás de la Cuadra criticaba en una arriesgada (y desapercibida) tribuna de opinión en el diario El País, la propia existencia del establecimiento de los objetivos de estabilidad presupuestaria y de deuda pública para el conjunto de Administraciones Públicas (art. 15) por la cual las cámaras limitan el crecimiento del presupuesto, antes incluso de su aprobación:

“El Tribunal Constitucional, que ha tenido ocasión de pronunciarse en varias ocasiones sobre la constitucionalidad de la LOEPSF, no lo ha hecho sobre el artículo 15 porque nadie se lo ha pedido”.

En fin, ahí lo dejamos … ¿Qué más se dijo en la Cámara de Comercio?

Respecto a la Seguridad Social, Escrivá cumplió su misión de restar dramatismo a la situación de las pensiones, cuya sostenibilidad podría abordarse, aun garantizando el poder adquisitivo a los perceptores “acercando más la edad efectiva de jubilación actual (62 años) a la legal (65) y ampliando el periodo de cálculo a las carreras de cotización durante toda la vida laboral”. Con estas medidas, el problema sería “manejable” aunque advirtió: “La Seguridad Social tienen solución, pero, de no corregirse, nos llevará a situaciones muy explosivas”.

El Tribunal de Cuentas ya alertó sobre ello en la Declaración sobre la Cuenta General del Estado del ejercicio 2017, denunciando que en el balance de la Seguridad Social se recogía, a 31 de diciembre de 2017, “un patrimonio neto negativo de 13.720,6 millones de euros (..) cuyo origen está en sus resultados económico patrimoniales negativos del período 2010 a 2017 (99.503,2 millones)”. Yo no dejo pasar un trimestre sin aportar mi grano de arena.

Y los mejores países para morir son …

Hace unos días se conocía la estadística mundial que anualmente publica la empresa francesa Natixis. El Global Retirement Index es un índice de bienestar que combina un total de 18 indicadores que se agrupan en cuatro categorías temáticas para calcular la posición relativa de 44 países en relación con el bienestar en la vejez:

Salud (esperanza de vida, gasto en salud per cápita …) Bienestar material (Igualdad de ingresos, renta per cápita, desempleo) Calidad de vida (Felicidad, calidad del aire, Agua ,  biodiversidad …) y finanzas en la jubilación (dependencia de vejez, Inflación, tipos de interés). Hay que relativizar estos estudios, pero son interesantes por su carácter pedagógico.

Con estas premisas, adivinen qué país es el más valorado … ¡Islandia! Verlo para creerlo hace unos años.

España, a nivel global, ocupa el puesto 31 de un total de los 44 países. Bienestar material (donde nos sitúamos en el puesto 37); Calidad Financiera (puesto 24); Salud (puesto 21) y Calidad de vida (puesto 19).

Sacamos la peor nota en bienestar material, que se centra en parámetros como el desempleo o los ingresos per capita. En concreto, su puntuación en este apartado es del 40%, mientras que la media de la eurozona es de casi el 62%. Solo Grecia, con un 14%, se sitúa en una posición peor.

El estudio tiene la ventaja de recordarnos que la vejez también se garantiza con unos presupuestos equilibrados, así como con una economía saneada, de ahí nuestra mala nota al respecto. Sin embargo, seguimos estando relativamente tranquilos en lo que respecta a la media de nuestra sanidad o la calidad de vida, protegidos por un Estado de bienestar mucho más reconocido mundialmente que el de EEUU, por ejemplo, en la llamada Encuesta del mejor país para nacer. Diríamos entonces, haciendo un fácil juego con el análisis de Natixis que nos da la foto final del mejor país para morir:

Gracias por comentar con el fin de mejorar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.