Corrupción, transparencia y democracia

7 comentarios

Hoy participé en Gijón en el seminario “Las Administraciones Públicas: Viejos problemas y nuevos retos” dentro del panel titulado “Corrupción, transparencia y democracia. El control de los ciudadanos sobre la política” donde compartí mesa con el magistrado José Ramón Chaves (“Sevach”) y el profesor de Ciencia Política, Fernando Jiménez Sánchez.

He hablado del decisivo papel de Internet como herramienta de transparencia y pasado revista a su aplicación en determinadas áreas de vital importancia.

En la contratación: La ley de contratos del sector público crea el Perfil de contratante para facilitar el acceso público y directo a la información sobre todos los contratos del sector público, cualquiera que sea el Órgano de Contratación. También contamos con una reciente regulación del registro de licitadores con efectos frente a todos los órganos de contratación del sector público y de acceso público a través de Internet, en la dirección electrónica http://registrodelicitadores.gob.es

En el urbanismo: La Ley del Suelo de 2007 incorpora la obligación de las administraciones públicas de poner a disposición de los ciudadanos por medios telemáticos tanto el texto en vigor de los planes urbanísticos como el anuncio de sometimiento a información pública y otros trámites relevantes para su aprobación. Su eficacia futura está por contrastar, si bien parece la estrategia política adecuada para combatir la información privilegiada y la especulación.

En rendición de cuentas a la ciudadanía tenemos actuaciones aisladas: el Plan E con su detalle en mapa de las actuaciones. Sin duda una línea a seguir en todas las Administraciones Públicas. En EEUU, el seguimiento del Plan Paulson de Inversiones, impulsado para hacer frente a la crisis económica, en todos los Estados, permite un procedimiento gráfico con mucha calidad, que marca el liderazgo en rendición de cuentas, aportando junto a los aspectos divulgativos de las obras, los informes de auditoría.

En este sentido, debemos recordar que en el Reino Unido, el nuevo gobierno Cámeron dará ejemplo con la publicación de todo el gasto público estatal y local, partida por partida. También está previsto liberar los datos en la red con los nombres, puesto que desempeña, sueldo y dietas de todos los altos cargos y funcionarios del escalafón medio y alto. Todo ello disponible en un formato abierto (“Excel mejor que pdf”) para que pueda ser reutilizado por terceros.

Zonas opacas del gasto público

Sin embargo, todavía quedan zonas opacas hasta para los tribunales de cuentas. Por ejemplo, muchos países esconden los gastos parlamentarios o de las Jefaturas del Estado. En Francia, en 2007 Sarkozy anunció que acabaría con dos siglos de opacidad en los gastos de la Presidencia de la República pidiendo al Tribunal de Cuentas que le fiscalizase con regularidad. Un político con visión debería saber que esta decisión tiene un coste, aunque muchos más beneficios. Por lo pronto, el gesto le ha costado el reembolso, el año pasado, de 14.123 euros de gastos privados. Casquería fina para la canallesca y la oposición, pero todo un excepcional ejemplo que deja en evidencia a sus colegas. También una cierta autocrítica por la transparencia de los gastos en España de Casa Real o de las Cortes Generales y parlamentos autonómicos, que la legislación financiera deja al margen de la fiscalización externa.

Por cierto, el informe de auditoría mencionado detectaba que El Elíseo no promueve la concurrencia entre los contratistas habituales. Por ejemplo: que año tras año, los mismos proveedores participen en la recepción de la fiesta nacional o que se abastezca en la misma carnicería desde 1969.

EEUU avanza pero no llega

Las auditorías de la Government Accountability Office (GAO) de EEUU dejan en evidencia la opacidad de gran parte del presupuesto norteamericano. Sin ir más lejos, en la primavera de 2010, la GAO hacía público su informe anual  sobre las cuentas públicas federales correspondientes al ejercicio 2009, concluyendo que no podía emitir una opinión sobre los estados financieros consolidados del gobierno federal debido a importantes limitaciones y, sobre todo, a la debilidad generalizada de su control interno.

Aunque, para los auditores los avances son dignos de elogio, el Departamento de Defensa sigue dominando la lista de los programas de alto riesgo designados como vulnerables al fraude y la mala administración. Así, de los 24 principales departamentos y agencias federales, cuatro relacionados con la seguridad –el Departamento de Defensa, el Departamento de Seguridad Nacional, el Departamento de Estado y la NASA- no recibieron una opinión limpia de sus estados financieros.

Portugal: transparencia de los planes contra la corrupción

En Portugal, desde 2008 de años existe el Consejo para la Prevención de la Corrupción, que es un órgano administrativo independiente que trabaja “con” el Tribunal de Cuentas de Portugal para la prevención de la corrupción y los delitos conexos.

Con un coste de funcionamiento mínimo, mantiene una orientación preventiva de la corrupción activa y pasiva. Todos los organismos y empresas públicas portuguesas, de ámbito estatal, regional y local, están obligadas a proporcionar la información que les sea solicitada y debieron aprobar, antes del 31-12-2009, unos “planes de prevención del riesgo de corrupción y delitos relacionados”. Se trata de una iniciativa pionera en el mundo de la gestión pública.

Además, el Consejo había determinado los puntos comunes que todos los planes deben contener. Por lo tanto, cualquiera que sea la naturaleza de la entidad, los planes deben identificar todas las áreas y departamentos con riesgos de corrupción y delitos conexos, con indicación de las medidas para prevenir y mitigar su ocurrencia, con especial atención a los mecanismos de segregación interna de tareas, la rotación de los administradores, entre otros y la definición de los principales implicados en el plan de gestión. Por último, las entidades deberán elaborar un informe anual sobre la aplicación y ejecución de los planes.

Como la transparencia es la mejor manera de luchar contra la corrupción, el Consejo para la Prevención de la Corrupción decidió, en su reunión del 7 de abril de 2010, recomendar a los órganos rectores máximos de Entidades y empresas públicas portuguesas anunciar en su respectivo sitio web, el propio plan de prevención de riesgos de la corrupción. El propio tribunal portugués, como Entidad pública que es, aprobó el suyo.

Brasil: museo virtual de la corrupción

Para terminar una experiencia brasileña que mezcla humor y crítica: una página web dedicada a los escándalos de corrupción que es verdadero museo virtual de la corrupción. Impulsado por un periódico brasileño, Diário do Comércio, el MuCo obtuvo el 9 de diciembre pasado (Día mundial contra la corrupción) el premio periodístico a la “Mejor contribución a la prensa en 2009″.

El recorrido virtual y la exposición itinerante (ver video) termina en la tienda “institucional” del museo, donde el visitante encontrará souvenirs como camisetas, aparatos de escucha, maletines e incluso sobornos virtuales. Se está trabajando para crear un Wiki a través del cual los lectores pueden enviar denuncias y comunicaciones.

Asistentes a las Jornadas
La Letrada Pilar López moderando el debate
Alejandro Nieto en su conferencia

Plural: 7 comentarios en “Corrupción, transparencia y democracia”

  1. Como siempre una entrada interesante.
    Quizá se debería añadir algún dato más cercano a nosotros.
    Por ejemplo.
    ¿Cuántos de los 6 grandes ayuntamientos publican cuentas anuales competas en su web?: 2
    ¿Cuántas están auditadas externamente? ; 1
    ¿Cuántas por un OCEX/TCu? ; 0
    ¿Cuántas comunidades autónomas publicas sus cuentas generales completas en internet, con los informes de auditoría? ; 3
    ¿Cuántos OCEX publican sus cuentas anuales auditadas externamente?; 2
    ….
    Así, se podría hacer una larga lista de información que a los ciudadanos nos gustaría poder consultar para saber cómo gastan nuestro dinero los que nos gobiernan, y el resultado, en general, es desolador.
    La transparencia y la rendición de cuentas en el sector públicos son conceptos lamentablemente poco presentes en las mentes de quienes lo dirigen.
    Saludos

    Me gusta

    1. En efecto, queda mucho por recorrer. Un ejemplo de ese camino es el difícil ejercicio de la fiscalización por la propia oposición política de los ayuntamientos, que con frecuencia ven impedido el acceso a la documentación justificativa de las Cuentas Anuales. Una lata para quien gobierna, ya lo sé, pero una importante herramienta de control democrático, por la que hay que pasar si ganaste las elecciones.
      Un saludo

      Me gusta

  2. Los ayuntamientos y resto de entidades locales no necesitan publicar sus Cuentas anuales en web, ni auditarse externamente ni por un OCEX: … pues ya tienen dentro a funcionarios de habilitación nacional …

    En serio, me parece muy interesante el papel que puede jugar internet de cara a facilitar la transparencia en la gestión de los recursos públicos.

    Saludos cordiales.

    Me gusta

  3. El “perfil de contratante” ,regulado por la Ley de Contratos del Sector Público, exige también un formato abierto, debiendo ser accesible a TODOS los ciudadnos, sin excepción alguna, salvo que el contrato sea secreto, en cuyo caso, lógicamente, la publicidad ya no es obligatoria. Pues bien, son numerosos los entes, organismos o entidades, que impiden el acceso a esta página Web contractual sin registrarse previamente, exigencia no contemplada en la LCSP, vulnerando la transparencia, la publicidad y la concurrencia, principios básicos del Tratado de la Unión Europea y de nuestra normativa contractual. Los órganos fiscalizadores,ya sean internos o externos, al pasar de puntillas sobre este asunto, colaboran, una vez mas, en la fuerte opacidad del gasto público en el Reino de España.

    Me gusta

  4. Es necesario y oportuno que la legislación mercantil y contable, pública y privada se modifique para crear el “perfil del cuentadante“, que no sería nada más y nada menos, al estilo del perfil de contratante y por los mismos principios de publicidad y transperencia, que obligar por ley a colgar las cuentas anuales, generales, etcétera de, al menos, los tres últimos ejercicios en la página de inicio de toda entidad pública o privada que tenga página web y las formule.

    Me gusta

  5. Los ayuntamientos y resto de entidades locales no necesitan publicar sus Cuentas anuales en web, ni auditarse externamente ni por un OCEX: … pues ya tienen dentro a funcionarios de habilitación nacional … En serio, me parece muy interesante el papel que puede jugar internet de cara a facilitar la transparencia en la gestión de los recursos públicos. Saludos cordiales.

    Me gusta

Gracias por comentar con el fin de mejorar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s