Fiscalización del Servicio de recogida y tratamiento de residuos en las Entidades Locales

Fiscalización del Servicio de recogida y tratamiento de residuos en las Entidades Locales. Tribunal de Cuentas de EspañaLa recogida de residuos debe enmarcarse dentro de las políticas de protección medioambiental y de desarrollo sostenible. Además, constituye uno de los servicios cuya competencia está atribuida a la administración local, lo que implica que las restantes administraciones públicas deban coordinar sus políticas de actuación con objeto de que la adecuada prestación de este servicio contribuya a la consecución de otros más generales en los que tiene una repercusión significativa.

Por ello, el Tribunal de Cuentas ha realizado un informe horizontal de la prestación durante el ejercicio 2004 del Servicio de recogida y tratamiento de los residuos sólidos urbanos por las Entidades locales de la Comunidad Autónoma de Aragón desde una doble perspectiva.

Por un lado estudiar el cumplimiento de los objetivos establecidos por las administraciones autonómica y estatal en el marco de la normativa europea. Por otro, realizar una comparación de las diferentes formas de gestión de este servicio adoptadas por las Entidades locales competentes de Aragón, con objeto de valorar la eficiencia y eficacia de los recursos públicos asignados a esta finalidad.

Conclusiones

En la gestión del servicio de recogida de residuos en la Comunidad Autónoma de Aragón existían dos realidades muy diferentes, la del Municipio de Zaragoza, que da cobertura a más de la mitad de la población de la Comunidad Autónoma y por otro la del resto de Entidades locales, caracterizadas por su reducido tamaño.

Como consecuencia del elevado número de entidades prestadoras del servicio y de su reducido tamaño, desde un punto de vista territorial, la gestión del servicio de recogida de residuos sólidos urbanos se desarrolló de manera ineficiente y, en ocasiones, ineficaz. Los indicadores de gasto por habitante y por tonelada mostraron que cuanto menor es el tamaño de las entidades mayor es su importe. Además, la eficacia en la utilización de medios personales y materiales (como contenedores y vehículos) fue significativamente menor en las entidades pequeñas. La gestión ineficiente de los vertederos con vertidos incontrolados y con instalaciones inadecuadas, se produjo fundamentalmente en los que prestaban servicios a núcleos de población de reducido tamaño.

La forma de gestión mayoritaria en Aragón fue la indirecta, el 70% de las Entidades locales, que representaban el 78% de la población, utilizaron esta forma de gestión y el resto gestionaron el servicio de forma directa. La elección de la forma de gestión del servicio por las Entidades locales en Aragón no respondía a ningún criterio demográfico o territorial que permitiera aplicar los principios de economía, eficiencia y eficacia.

La gestión indirecta se llevó a cabo mediante la formalización de contratos de concesión de servicio. La definición del objeto de los contratos no fue homogénea, junto a los que se referían exclusivamente a la recogida de residuos existían otros que incluían además la limpieza viaria, el tratamiento de residuos o excluían expresamente la recogida de escombros. Asimismo, en el 64% de los contratos no se hacía mención alguna a procedimientos de seguimiento y control en la ejecución del servicio.

El 31% de los contratos de concesión aplicaron prórrogas tácitas del contrato o incluyeron en sus estipulaciones este tipo de prórrogas vulnerando el art. 67 del TRLCAP, por el cual es preceptivo establecer el plazo de duración del contrato y, cuando estuviese prevista, de su posible prórroga y alcance de la misma, que en todo caso deberá ser expresa. De esta forma, se han mantenido contratos de concesión con cláusulas obsoletas y se han incorporado modificaciones a los contratos que cambiaron de forma sustancial el objeto o el precio de los mismos, casos en los que sería necesario abrir un nuevo procedimiento de adjudicación, vulnerando con ello el principio de libre concurrencia.

Las entidades que gestionaban directamente el servicio de recogida de residuos y además tenían asumida la gestión de un vertedero o planta de transferencia no disponían de procedimientos adecuados que les permitiesen conocer el coste individualizado de cada uno de ellos, lo que impidió al Tribunal realizar un seguimiento sobre la prestación del servicio de recogida de residuos y sobre su tratamiento.

Gestión del servicio de recogida de residuos sólidos urbanos

La gestión del servicio de recogida de residuos en el ejercicio 2004 se llevó a cabo sin criterios homogéneos aplicables a todo el territorio de la Comunidad Autónoma. Cada una de las Entidades locales adoptó decisiones de gestión de residuos aplicando sus propios criterios, en ocasiones muy ineficientes, sin que existiera ninguna política común en esta materia que permitiera racionalizar la prestación del servicio en toda la Comunidad Autónoma.

Tratamiento de residuos sólidos urbanos

La red de instalaciones existente en Aragón al finalizar el ejercicio 2004, no estaba adaptada a las condiciones exigidas en la normativa aplicable. El Plan Nacional de Residuos estableció como objetivo la adaptación o el cierre de las instalaciones antes de fin de 2005.

En la red de vertederos de Aragón no se desarrollaron procesos de separación y clasificación de los residuos en 2004, ni procesos de compostaje o de valorización energética. Por tanto, el Tribunal entiende que no se ha avanzado hacia el cumplimiento de los objetivos de reutilización de los residuos y reducción en el volumen de residuos destinados a su eliminación.

Control interno en la gestión del servicio.

El Tribunal opina que la prestación del servicio de recogida de residuos sólidos urbanos en la Comunidad Autónoma de Aragón se realizó sin que las Entidades locales aplicaran procedimientos de seguimiento y control de la gestión del servicio. El 90% de las entidades no tenían constituida unidad de seguimiento y control y, en los casos en los que estaba definida, no realizaron ninguna actuación en el ejercicio 2004, exceptuando al Ayuntamiento de Zaragoza.

Además, tres de cada cuatro entidades no tenían definidos procedimientos de control interno ni se desarrollaron actuaciones de control interno en la gestión de los vertederos y plantas de transferencia

Recogida selectiva.

En Aragón se encontraba implantada la recogida selectiva de vidrio, papel-cartón y envases ligeros. La recogida selectiva de vidrio era la que mayor implantación tenía en 2004, puesto que la práctica totalidad de los municipios se encontraban adheridos por convenio. En 2004, se recogieron 11,8 kilos de vidrio por habitante, manteniendo una tendencia ascendente en la tasa de reciclado

La recogida selectiva de papel y cartón y envases ligeros abarcaba a la mitad de la población al encontrarse Zaragoza adherida a los convenios. Sin embargo, desde el punto de vista territorial tenía una escasa implantación, solo tres entidades estaban adheridas al convenio de papel y cartón y otras tres al de envases ligeros. En el marco de estos convenios se recogieron cantidades poco significativas, 3,9 kilos por habitante de papel y cartón y 4 kilos por habitante de envases ligeros.

6 comentarios en “Fiscalización del Servicio de recogida y tratamiento de residuos en las Entidades Locales

  1. JMMU

    Me parece sumamente interesante la entrada, y sin duda también me lo parecerá el informe una vez lo lea dado el interés que me despierta la materia sobre el que trata.

    No me han sorprendido en absoluto las conclusiones que señalas del Tribuanl de Cuentas en especial en lo referente a los pequeños municipios.

    El servicio de recogida domiciliaria de basuras, los de limpieza viaria y de gestión de residuos sólidos urbanos no sólo son cualitativamente importantes por razones medioambientales sino también desde el punto de vista económico ya que los costes que para un Ayuntamiento representa el pago de este tipo de servicios suele aproximarse -y en ocasiones superar- al coste de su capítulo I.

    No es, por tanto, necesario justificar la importancia de:

    – que los Ayuntamientos tomen correctas decisiones tanto desde el punto de vista jurídico como económico como técnico sobre la determinación de la forma de gestión del servicio,

    – que tramiten adecuadamente los procedimientos de adjudicación de los contratos advos,

    – que las revisiones y modificaciones de éstos se realicen asímismo de forma acorde con la ley, y estando técnica y económicamente justificadas,

    – que los Ayuntamientos cuenten con unos adecuados servicios técnicos en el área medio ambiental que inspeccionen los trabajos ejecutados, y que puedan de una forma rigurosa comprobar el correcto cumplimiento de las obligaciones contractuales por los contratistas como requisito previo al conformado de las facturas, etc.

    Siempre he pensado, además, en la dificultad que supone para pequeños municipios poder por sí solos contratar y gestionar determinados servicios bien por su complejidad, bien por la carencia de medios personales técnicos o económicos, o por economías de escalas….y la consecuente conveniencia de la asunción o participación (en mayor o menor medida) en la gestión de muchos de estos servicios por parte de las Diputaciones Provinciales.

    ¿Tiene mucho sentido que las Diputaciones Provinciales tengan -al menos las que conozco- creadas Áreas de Medioambiente y que los pequeños e incluso medianos municipios tengan que abordar en solitario la gestión, inspección y/o control de este tipo de servicios?

    Me gusta

  2. Me parece muy interesante.

    Estoy de acuerdo con JMM.

    En Barcelona, la Area Metropolitana de Barcelona tiene un ente de medio ambiente que se encarga de los residuos urbanos.

    Me parece que hay que intentar conocer más sobre el caso catalán y sus distintos niveles de gobierno.

    Creo que sería muy útil para otras zonas metropolitanas de España como La Coruña, Vigo, Valencia, Bilbao, Pamplona, Sevilla y Málaga.

    Es cierto que las economías de escala favorecen los menores costes con mayor dimensión, pero al mismo tiempo los residuos se acumulan entonces prácticamente todos en el mismo sitio… Hay muchos factores a tener en cuenta.

    Aprovecho la ocasión de presentar: http://www.finanzaslocales.com, una web sobre finanzas públicas locales para España, Portugal y Andorra.

    Saludos,

    FinanzasLocales.com

    Me gusta

  3. Buen informe, que acabo de mirar “en diagonal” y que es el fruto de un trabajo riguroso. Gracias Antonio por la alerta.

    Es bueno que poco a poco los OCEX vayan introduciendo informes horizontales de auditoría operativa y de gestión (universidades públicas españolas, recogida de basuras en Aragón, policías locales en Andalucía…). Animo a que sean más y en más áreas de actividad, para dar una adecuada fiscalización a los principios de eficacia, eficiencia y economía.

    Un saludo a toda la comunidad fiscalizadora.

    R.

    Me gusta

  4. Pingback: Varapalo europeo políticamente correcto al tratamiento de residuos | Antonio Arias Rodríguez es Fiscalización

  5. Pingback: Los retos de la auditoría operativa | Fiscalizacion.es

Gracias por comentar con el fin de mejorar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.